Este viernes 300 niños de Bayamo, en la provincia de Granma, tendrán la oportunidad de disfrutar de una maravillosa fiesta infantil organizada por la familia Almenares-Romero y un grupo de voluntarios apoyados por cubanos residentes en el exterior.